Ruinas del Convento de San Miguel y las del de San Esteban (Michaelskloster y Stephanskloster) (Heidelberg)

En lo alto de la montaña de Heiligenberg se encuentran las ruinas de estos dos conventos. El convento de San Miguel fue fundado como convento filial del convento de Lorsch, en el siglo IX, y fue edificado sobre las míticas construcciones previas de los celtas y los romanos. Las instalaciones fueron abandonadas en el siglo XVI. Como segunda filial, el benedictino Arnold fundó en el siglo XI el convento de San Esteban. El convento fue ampliado y consiguió independencia económica. En la actualidad sólo quedan los cimientos de ambos conventos.



Compartir en



También te puede interesar...